jueves, 27 de octubre de 2011

Kafka en orilla


Hoy he terminado de leer "Kafka en la orilla" y como de costumbre, mi queridísimo Murakami no deja de sorprenderme con sus metáforas de la vida. Hace que me ponga en la piel de cada uno de los personajes de tal manera que puedo sentir todo tipo de sentimientos, y eso nunca ningún otro autor lo había conseguido conmigo.
De los tres libros que he leído hasta ahora, en dos de ellos, incluido Kafka en la orilla, hay momentos en los que relata unas atrocidades que nunca podría imaginarme, sólo por como lo narra se me pone la piel de gallina, incluso ha llegado a producirme nauseas. No porque me disguste la historia o porque me de asco sino porque crea en mi misma ese personaje y he llegado a tener que dejar de lado por un tiempo el libro para poder despejarme y pensar que no es real, que es fruto de la imaginación. 
Siempre diré que es un autor increíble y muy recomendable. 
Próxima lectura: Tokio Blues 

Autumn Night's Reborn

El martes decidimos subir a Lumo para hacer un timelapse de Gernika atardecer-anocheciendo. El tiempo acompañaba estupendamente aunque con la entrada del otoño, al anochecer, allí arriba al pegar el viento se nos metía el frío hasta los huesos.
En el vídeo podreis observar un tambaleo... ahí es donde se nota el presupuesto del trípode, pero bueno poco a poco se irá mejorando, que es mi segundo timelapse...
Os dejo un par de fotis y el video^^







jueves, 20 de octubre de 2011

Jumpers

Tengo que reconocer que tengo una debilidad... yo diría que es más obsesión... por los jumpers *^*
aqui os dejo un par de ellos, me EN-CAN-TAN! pena que no hay de este tipo por aqui cerquita U____U







miércoles, 19 de octubre de 2011

Stylism

Hoy os dejo con un poco de estilismo y moderneces que me encantan :)
HERE WE GO!

 Eva Cheung

 Eva Cheung

 Lua P.

 Sam Adams

 (-)

(-) 

 (-)

 (-)

 (-)



Charlotte Free

lunes, 17 de octubre de 2011

Gregory Crewdson

Gregory Crewdson es un fotógrafo estadounidense que se ha ganado a pulso un puesto de honor entre los grandes de la historia reciente de la fotografía. 

Este gran profesional, es famoso por sus fotografías surrealistas sobre los suburbios de Estados Unidos. Escenas ficticias que él diseña concienzudamente – con todo lujo de detalles – para construir visualmente la sensación que está en su cabeza, lo que el llama momentos congelados, habitualmente inquietantes y que nos recuerdan a las películas clásicas de terror, gracias a una estética profundamente cinematográfica.

En palabras del propio Crewdson, dice haber estado siempre fascinado por la condición poética del crepúsculo y su poder de convertir lo ordinario en algo mágico y sobrenatural, algo que se evidencia en todas y cada una de sus fotografías, que se caracterizan por esas luces frías tan propias del anochecer combinadas con la luz artificial de vehículos, farolas, viviendas… y añadiendo toda clase de elementos recreados como la niebla o la lluvia.
No sé si podemos llamarle fotógrafo o sería más acertado llamarle director de fotografía, puesto que trabaja a una escala que a muchos no nos deja de asombrar y actúa de una manera más parecida a un director en el cine y no tiene que preocuparse por la cámara o cualquier otro detalle en particular sino “simplemente” de que todo esté exactamente como él lo ha imaginado, ayudado por sus colaboradores.

Crewdson organiza la realidad que observa e inventa, con el fin de alcanzar esa angustia ante lo no revelado. La obsesión le nació durante la infancia. Su padre, psicoanalista, trabajaba en el sótano de su casa, forzando la imaginación del joven Gregory Crewdson, que creía escuchar las conversaciones analíticas pegando el oído al suelo. Y es que hoy el mundo parece cobrar sentido para el fotógrafo norteamericano cuando éste logra incendiar una casa mientras en primer plano una mujer compra zapallos. Es por esto que, además de ser calificado muchas veces como un “realista americano”, sus trabajos han sido calificados como “uncanny”, un concepto freudiano que vendría a ser lo que nosotros conocemos como lo “ominoso” o lo “siniestro”. Se trata de cosas familiares que se nos presentan como no-familiares, con cierto contenido desconocido y, por lo tanto, aterrador: algo conocido y desconocido a la vez. Lo ominoso es todo lo que estando destinado a permanecer oculto, secreto, ha salido a la luz. Se trata de experiencias vividas por sujetos, cuyas historias de vida presentan contenidos que han querido ser olvidados, reprimidos, pero que por alguna razón reaparecen en la escena cotidiana. Esa sensación ominosa es la que, para muchos, Crewdson logra hacer sentir a quienes observan sus fotografías.


Os dejo aquí una muestra de su obra:













Info:
http://www.joiamagazine.com/gregory-crewdson/
http://www.xatakafoto.com/fotografos/la-fotografia-surrealista-de-gregory-crewdson

miércoles, 12 de octubre de 2011

Un escalofrío le recorrió desde los pies a la cabeza, el cálido otoño había llegado y ella por fin pudo abrigarse con su primer jersey de la temporada. El cosquilleo del viento le susurraba en los oídos y la alborotaba el pelo en direcciones dispares, advirtiéndola de que había llegado su momento.
Despertó de su profundo sueño y por un momento dudo de sí misma, pero se armó de valor, se puso en pie (con sus pies descalzos llenos de barro) y extendió los brazos inhalando y exhalando aire repetidas veces. De pronto, se vio corriendo abriéndose paso entre arces desteñidos de carmín, sentía una fuerza increíble, casi sobrehumana, sentía que sus pies respondían solos, sin ninguna señal que emanase del cerebro. Ansia, locura, ira, felicidad, tenía todos los sentimientos fluyendo dentro de sí, de tal manera que pensaba que le estallaría el corazón de un momento a otro. Sus pies se estaban convirtiendo en un mar de moratones, cortes, arañazos y heridas de la propia naturaleza arraigada, pero le era indiferente. No tenía tiempo para lamentos, sólo quería comerse el mundo y nadie conseguiría detenerla ahora.
Por fin consiguió divisar la estación de tren donde él la aguardaba, esperando junto al arce donde se conocieron por primera vez.  Se acerco lenta, pausada y sin prisa, sin ningún acelerón en su mecanismo que pudiera delatarla. A menos de un metro ésta, con aspecto firme y sosegado, le miro a los ojos y declaró:
- Soy capaz.
Después de un corto silencio entre juegos de miradas, en el rostro de éste se formó la mueca sonriente que tanto la ruborizaba y terminó por añadir:
- Estupendo. ¿Pero antes tendremos que buscarte unos zapatos, no crees?


martes, 11 de octubre de 2011

Makoto Shinkai

Hoy quiero hablaros del director, animador y actor de voz principal de anime Makoto Shinkai. Estudió literatura japonesa en la universidad y con tan sólo 33 años ha sido comparado con el mismísimo Miyazaki.

Hace un par de días que descubrí por casualidad dos de sus grandes películas, 5 centimeters per second (2007) y Beyond the Clouds, The Promised Place (2004).

He de decir que me impresionaron mucho desde la primera escena, sus obras se caracterizan a primera vista  por su apartado visual, pues roza la perfección, es arte en movimiento. Pero sus historias no se quedan en menos, suelen estar a la altura de su calidad visual; generalmente se mueven alrededor de historias “pequeñas” de corte costumbrista y romántico con toques de ficción; dotándolas siempre con un sello personal de gran sensibilidad y genialidad, gracias sobre todo, a su habilidad narrativa para transmitir emociones y sensaciones.



Trenes, teléfonos móviles, tendidos electricos, futuros cercanos, personajes soñadores, el espacio, continuas voces en off, melancolía, evocación, un continuo enfoque contemplativo, el valor de la amistad, el amor y la lealtad, meticulosos escenario costumbrista, resoluciones en donde la música y las imágenes lo dicen todo, relaciones a distancia, el primer amor, historias descorazonadoras, el paso de la niñez a la madurez, la perdida de la inocencia, una bella banda sonora en la que abunda el piano, institutos y sus clubs y deportes, … Todos estos, y más, son los recursos habituales del director, al que se le podría acusar de pretencioso, además sus obras no intentan ser transcendentales, sino mas bien conmovedoras (sin llegar al melodrama empalagoso).







Lo dicho, realmente recomendable estas dos obras que he visto hasta ahora de el. Sólo por lo visual es bastante impactante que te hace sentir parte de la película.



Información obtenida en http://latorredelreloj.blogspot.com/2007/12/makoto-shinkai.html

martes, 4 de octubre de 2011

Little pineapple











Tarde con esta pequeña mullalla recolectando piñas, recordando viejas canciones y memorias, jugando a ser pequeñas hechiceras, soñando despiertas, y ver quien de las dos es invencible, como en los viejos tiempos.
Se echaban de menos estas tardes amapolilla, pero ahora tenemos nuevos proyectos en mente en los que podremos seguir haciendo de las nuestras!